martes, 9 de agosto de 2016

¿Tu carro se está Recalentado?


Una falla muy común es que a nuestros autos se les suba la temperatura como si algún virus indeseado entró al motor, las causas pueden ser diversas pero es importante que sepamos hasta donde pueden llegar las consecuencias sino prestamos atención a estos calenturones repentinos.

Muchos de nosotros hemos visto en la vía a cantidad de personas accidentadas con el capot abierto simulando alguna especie de dragón indigestado echando vapor de agua por todos lados y escurriendo líquidos verdes y rojos por debajo, ¿es una escena común vedad?, bueno esa película de dragones más que familiar puede ser del género del género horror  si no reaccionamos a tiempo. 

Desde agregar liquido al radiador y no colocar la tapa, rodar el carro con poco refrigerante, alguna falla en el recipiente o manguera, problemas en la bomba etc, puede subirle la temperatura de forma tan dramática que podríamos perder todo un motor entero a causa de esto y comúnmente eso es lo que sucede si las personas no prestan atención o no conocen sus consecuencias.

El radiador es el encargado de enfriar el motor internamente de la mano con la bomba de agua, trabajando conjuntamente en sacar y meter el líquido refrigerado para mantenerlo a una temperatura estable durante las jornadas. Este proceso de entrega de agua, enfriamiento y retorno puede verse alterado si la persona que se encarga de su revisión (comúnmente el propietario) no toma precauciones o desconoce cómo funciona, interviniendo el sistema y alterándolo.

Los radiadores en general trabajan al vacio, es decir, que internamente al subir la temperatura se crea una succión de aire, si una persona abre la tapa cuando está en marcha el motor lo que sucederá es que contaminará el sistema llenándolo de burbujas y creando espacios vacios donde la temperatura aumentará exponencialmente, la bomba perderá presión, los sensores encargados de las lecturas darán error y al final todo el sistema fallara dejándonos botados en plena via como el dragón mencionado antes.
Para entender las cosas mejor, tome nota de los errores comunes que comete la gente para que a usted no le suceda:

Si usted se le recalentó el automóvil y repuso el líquido sin purgar, debe purgarlo en frio para eliminar todas las burbujas de aire que están en el sistema.

Recuerde utilizar líquido refrigerante para que su bomba de agua funcione perfectamente y no se oxide.
Cuando haga el cambio de líquido cerciórese de tener todos los purgadores abiertos y cerrarlos uno a uno según su circulación hasta llegar nuevamente al envase.

Cuando reponga liquido, verifique que la tapa quede bien cerrada para evitar que al momento de subir la temperatura y crearse la succión, no exista forma de que el sistema tome aire.

Verifique regularmente las líneas de mínimo y máximo del recipiente y complételo con el auto apagado y frio.
Tenga siempre en su maleta un recipiente con líquido refrigerante o agua en caso de recalentamiento, ya que podría ser la diferencia entre llegar a casa o usar una grua.

0 comentarios:

Publicar un comentario